afiliados Hermanos
Directorio
Afiliados Elite 00 de 45


Créditos del Foro
» Skin obtenido de Captain Knows Best creado por Neeve, gracias a los aportes y tutoriales de Hardrock, Glintz y Asistencia Foroactivo.
» Demás Créditos del Foro.

At the right place and right time maybe tonight.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 12:17 am


Una sonrisa aparece en el rostro de la castaña al encontrarse recorriendo aquellos viejos pasillos de aquel añejo hotel. No sabía hacía cuanto tiempo lo habían construído pero si sabía que era mucho, muchísimo tiempo. Abre sus brazos, Gwen se encontraba realmente ebria en aquel momento, y es que desde que su mejor amiga se habia registrado en el hotel y había desaparecido tras una noche de fiesta, nada era lo mismo. Cuatro meses sin Marianne era una tortura, y es que a pesar de tener a alguien como Harry a su lado, no era suficiente, ella necesitaba a su mejor amiga con viva y a su lado para poder volver a ser quien era antes de que todo ocurriese. —¡Vamos Harry, nos tocó la habitación 64!— exclama con emoción, ahora prácticamente saltando como una niña con cada paso que daba, tambaleandose solo un poco, chocando con suavidad contra una de las paredes hasta estar bien en frente a aquella puerta.

Su novio tenía la llave de la habitación, habían acordado en ir a aquel hotel por el simple hecho de ser el más económico en la ciudad, además de que Gwen sentía que tenía que ir allí para averiguar más sobre lo que había pasado con su mejor amiga. Dejó que su cuerpo se apoyase contra aquella pared fría, había algo en aquel lugar que le ponía la piel de gallina y no sabía qué era exactamente aquello.

El chico llega a su lado. Aquella noche nuevamente había intentado traer a la Gwen que era más santa que la virgen María, pero no había funcionado y con sus encantos, ella logró que él le siguiese el paso así que habían terminado en un bar cerca hasta aquel momento, donde se habían obligado a si mismos a volver a la habitación para descansar. Aunque en la cabeza de Gwen no iban a dormir precisamente. —¿También se te da vueltas el pasillo?— sonríe, había bebido demasiado y no sabía como era que había llegado hasta ese punto de estar ebria, por lo general solamente bebía unas copas hasta que las risas comenzaran a salir, aquella noche era distinto.
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 12:47 am


Aquel hotel le daba escalofríos. Tenía un pagano presentimiento de que nada bueno saldría de quedarse allí y aunque quería echarle la culpa al alcohol que iba recorriendo sus venas, sabía perfectamente que su sexto sentido pocas veces se veía afectado. Además, no había tomado lo suficiente como para empezar a creer en cosas fantásticas sin sentido alguno. Quizás en otra circunstancia se hubiese negado, pero al ver a Gwen de una manera tan infantil comportarse tuvo que aceptar. Sus pasos seguían de manera lenta los de su novia, veía como ella caminaba como si estuviese completamente fuera de esta galaxia y de cierta forma eso le causaba gracia más intentaba no reír. Tenía la sensación de que alguien se encontraba observándoles, más que una persona. Pero cada vez que volteaba, no había nadie allí, era como si estuviese volviéndose loco. Siempre había escuchado que los Hoteles más antiguos te daban esa impresión, pero nunca imagino que fuese cierto.

Al llegar a la puerta de la habitación la abre dejando que ella entrará y cerrarla a sus espaldas empezando a negar con la cabeza. Fue entonces cuando soltó una pequeña carcajada por los labios fijándose su manera de caminar. Era como una niña pequeña que intentaba mantenerse de pie cuando recién estaba aprendiendo a andar. — Deberías descansar Gwen. — Le ofreció con una sonrisa. Lo que él más quería en ese momento era volviese a ser la de antes, no una pseudo felicidad que solo duraría unas horas. Desde el momento en que su mejor amiga había desaparecido, parecía que la presencia de Harry solo ayudaba a que se irritará cosa que él jamás conseguía comprender del todo. Había pasado de ser su novio a un saco de box que utilizaba para practicar sus más brutales golpes verbales. Dejo caer su cuerpo sobre la cama manteniendo los ojos abiertos. — Creo que iré a recorrer el Hotel, pero tú te quedarás porque estas completamente ebria. —  Le recordó buscándola con la mirada. Él no lo estaba, nadie conseguía ni siquiera marearse con dos copas de vino. — No creo que me tarde en volver. — Agrego con una sonrisa para caminar hasta donde ella se encontraba y dejar un beso en su frente. El rizado quería saber qué estaban haciendo exactamente en ese momento, la relación se había apagado y a él le costaba dejarla ir, pero tampoco le encontraba nada sano a tener que estar cuidando a una persona que lloraba a diario a una persona desaparecida, despreciando a quién le amaba de manera ciega.

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 1:14 am


Al ingresar en la habitación, Gwen va a parar al baño ya que realmente necesitaba utilizarlo y cuando termina comienza a tararear una canción que había escuchado en el bar pero escucha las palabras de Harry y entonces camina hacia donde se encontraba él, a su espalda y rodea el cuerpo del rizado con sus brazos mientras recuesta su cabeza sobre su espalda y cierra sus ojos. Deja escapar una leve risa y eleva su cabeza. Coloca ambas manos sobre los hombros de su novio y lo voltea lentamente, Gwen llevaba aquel vestido negro que le quedaba pegado al cuerpo. Esa noche quería divertirse y no iba a dejar que él se fuese solo por los pasillos del hotel mientras ella se tenía que aguantar el insomnio que vendría próximamente.

Se pone de puntitas ya que se había quitado los tacones en el pasillo y ahora estos estaban por el piso del baño. —¿Me vas a dejar sola, Harry?— hace pucheros con sus labios, mirandolo directamente a los ojos, acercando su rostro al del mayor hasta quedar a unos centímetros de distancia. Se podía oler el alcohol saliendo de la boca de la castaña, un olor a vodka con menta de la goma de mascar que se había metido en la boca cuando estaban fuera del hotel, de camino hacia el lobby. —Además, no estoy tan ebria como crees— ríe, pasando la punta de sus dedos por el pecho de su novio en círculos mientras que con la otra acariciaba la piel de su cuello.

Acerca sus labios a la comisura derecha de sus labios y deposita un beso prolongado allí, acercándose un poco más hacia su cuerpo. Sabía que la mayoría de las veces él no la dejaba dormir sola cuando ella se comportaba de aquella manera. Y aunque le sorprendía que él siempre caiga con sus toques y caricias, sabía que si él comenzaba a acariciarla ella aceptaría cualquier cosa sin siquiera pensarlo. —Aún no termina la noche... Quédate— susurra en su oído, esbozando una leve sonrisa mientras esperaba por una respuesta, esperaba que no le dijese que no porque ahora Gwen estaba decidida a hacer algo aquella noche, y no era precisamente dormir.
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 2:25 am


Como hombre que era, débilmente su mirada se divirtió asechandola. Lo ajustado de su vestido no le daba espacio a la imaginación y eso le gustaba al rizado, por qué después de todo era su chica y podía imaginarla de la forma que quisiera todas las veces que lo deseara. Deja que ella se acerque a él, a pesar de que aquel aroma a alcohol inundaba el ambiente conseguía marearlo, disfrutaba el sentirla cerca. Le molestaban muchas de sus actitudes, una de esas era el que se aprovechará que Harry no podía negarle absolutamente nada para poder conseguir lo que quisiera. Es más, así no estuviese usando sus tácticas, él aceptaba todo. La castaña era su debilidad, siempre lo había sido, desde el instante en que la conoció. Quizás ahora podrían tener problemas, pero su corazón seguía latiendo por el suyo como en el primer segundo que sus miradas cruzaron. Él la quería para siempre, pero la razón de sus dudas, era ese pensar que quizás no era reciproco el pensamiento. — Ah ¿no lo estas? — Pregunta con gracia ante su aclaración, apoyando ambas manos a ambos lados de su cintura, dejando que sus dedos se deslizaran por la fina tela de su vestido, disfrutando del pensar que solo era esa molesta separación la que le impedía el verla como dios la había traído al mundo. — Gwen... no caminas como una chica de tu edad, pareces bambi. — Bromeo riendo. Podía hacerse el difícil, el que por el momento no quería nada de ello, pero sus acciones demostraban lo contrario. Fácilmente se notaba por como ahora la tenía aprisionada entre sus brazos impidiendo que se separará de su cuerpo si quiera unos centímetros.

No... aún no termina. — Susurro disfrutando del contacto de su piel con la suya. Baja sus manos por los costados de sus piernas logrando así coger la tela y empezar a subirla, un poco, no demasiado. Le gustaba tomarse las cosas con calma, porque al contrario de su novia, la tortura era lo más placentero para él. Sus labios rozaron su mejilla bajando por su quijada hasta quedarse en un solo lugar: su cuello. — Eres una niña... pero me encanta hacerte gritar como una mujer. — Susurro contra la piel de su cuello, consiguiendo el tomarla entre sus dientes para morderla. No uso salvajismo pero si la fuerza necesaria para escuchar su voz. Nada lo ponía más duro que el oírle. — ¿Sabes cuantas veces he querido quitarte este maldito vestido en lo que va de la noche? — Cuestiona subiendo sus manos hasta el broche de esté. Jugo con el cierre separándose un poco para mirarle a los ojos, pero antes de que ella pudiese leer sus pensamientos lo rompe tirando la tela partida en dos a un lado. — Odio que te vistas así... solo puedo yo verte de esa manera. — Gruñe empujando su cuerpo contra la cama para que cuando cayera en está, él pudiese subiese sobre ella sin depositar su peso en su cuerpo, dejandolo todo en ambas manos que ahora se encontraban a ambos lados de su cabeza.
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 2:55 am


Ignora todos los comentarios que él hacía sobre no estar sobria. Ella no se sentía tan mal ahora que sabía que él no se iba a ir por ahí y podrían divertirse un poco antes de, seguramente, caer los dos profundamente dormidos. Un jadeo escapa de su garganta al escuchar las palabras que su novio le decía, le encantaba el estar con él, en todo sentido. Su mano ahora comienza a trazar el borde de uno de sus tatuajes y tira de sus rizos solo un poco, sin mucha fuerza pero lo suficiente como para hacerle saber que en realidad estaba disfrutando del momento. No quería que alguien pueda interrumpirlos, al menos no en aquel momento.

Ahora un único gemido es lo que se escucha por la habitación luego de que él hubiese arrancado su vestido y cuando quiere acordar ya se encontraba sobre la cama con Harry sobre su cuerpo. Lo observa con las pupilas dilatadas a causa de la situación y de como se estaba sintiendo en aquel momento. Él permanecía vestido mientras que ella solamente tenía sus bragas puestas ya que no había llevado sujetador aquella noche, su pecho estaba al descubierto y por alguna razón se sentía la mujer más hermosa solamente por como él podía llegar a verla. —¿Cuantas veces tengo que demostrarte que no soy una niña?— susurra sobre sus labios, ahora haciendo un poco de fuerza, empujándolo para luego ponerse sobre su cuerpo, con una pierna a cada lado de este.

Muerde su labio inferior sin dejar de ver aquellos ojos claros de forma fija. Sus manos ahora se encuentran jugando con el borde de aquella camiseta y acaricia su abdómen con sus palmas extendidas, haciéndose hacia adelante levemente para ir subiendo aquella prenda conforme se movía. Sus caderas hacen lo suyo, movimientos lentos que sabía que a él le iban a gustar. Lo rápido era aburrido, muchas veces lo habían comprobado. Sus labios van a parar a la mariposa marcada en su pecho cuando sube del todo su camiseta y luego logra quitársela. Volviendo de inmediato a besar los labios ajenos como si hubiesen pasado mil años desde la última vez que lo había hecho.
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 3:18 am


Disfrutaba de verla controlar la situación, pero ahora no sentía las necesidad de permitirle el hacerlo. Cerró los ojos extasiado de sentir como su miembro se empezaba a poner duro bajo el contacto de sus bragas en su ropa. Sus manos ajustan sus piernas para que se rozará con más fuerza contra él, pero al darse cuenta que empezaba a perder el control la empuja, sujetando ambas manos detrás de su cabeza y así atacar sus labios con voracidad. Desliza su lengua por entre sus labios hasta llegar a la suya, bailando de manera exótica en su boca, adquiriendo ese sabor embriagador por su parte, sabiendo que era cosa de segundos antes de que perdiera por completo el control de su cuerpo, si es que hasta el momento no lo había perdido ya. Libera una de sus manos, encargándose con solo una de mantenerla quieta evitando que ella se moviera y así poder deslizarla por en medio de su pecho hasta llegar al comienzo de sus bragas. — No me gusta que me contradigas, Gwen. — Gruñe contra sus labios, mordiendo su labio inferior y jalándolo para que al soltarlo esté tomara más tamaño. Su mano continua su camino hasta llegar entre sus piernas, abriéndolas y colocando sus dedos por encima de esa fina tela que le separaba de su más apetitivo plato. — Recuerda quién es el que manda cuando estamos así. — Susurra en la cercanía de su rostro. Su mano tan solo roza aquella zona que empieza a sentirse cada vez más caliente, cada vez más húmeda. Por momentos sus dedos se colaban por debajo, dejando pequeños tactos casi invisibles que sabía que la harían enloquecer. Disfrutaba verla de ese modo.

Su boca por otra parte necesitaba dedicarse a algo, por lo que bajo hasta sus senos, viéndolos por un par de segundos. Como león observando su presa. Su lengua se desliza por el contorno de la aureola, si antes ya estaba dura ahora se encontraba aún más. La introdujo en su boca empezando a succionar como si se tratase de un niño, de un bebé que buscaba extraer algo de está, pero a diferencia de los críos, su mirada seguía posada en aquella castaña viendo como se retorcía entre sus manos. — Eres jodidamente hermosa. — Susurra contra su pecho soltándolo y haciendo el mismo procedimiento con el otro para que ambos recibieran la misma atención, su mano aparto finalmente la braga para tirarla a un lado y dejar que sus dedos disfrutaran el mezclarse entre sus labios inferiores. — Y estas tan húmeda que me impides el estar cuerdo. — Agrega con una sonrisa, introduciendo un dedo en ella. Uno, no lo movió, se mantuvo quieto hasta deslizar uno más empezando así a disfrutar de como conseguían moverse con tanta agilidad en su interior por lo húmeda que se encontraba en ese momento. Los saco luego de unas pequeñas embestidas para llevar su mano hasta su rostro y lamer sus dedos con lujuria. — Deliciosa. — Sonrió mordiendo su labio inferior y llevando su misma mano hasta los labios de la chica. — Lamelos. — Ordenó. — Disfruta del mejor manjar conmigo. — Su voz sonaba prepotente, dura y ronca. Sentía como su miembro se encontraba duro y necesitado de atención, pero primero debía darsela a ella. Así le gustaba.

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 3:39 am


Los sonidos salen de su boca cuando él toma sus piernas y comienza a hacer que ambos cuerpos se froten con más intensidad. Gwen era de las personas que no aguantaban tanto tiempo con el juego previo aunque le encantaba hacer sufrir a Harry. Siempre que podía, intentaba tomar el control y hacerle perder los estribos pero rápidamente él siempre volvía a dominarla, porque así era su relación y así sería siempre. Siente una vibración en todo su cuerpo cuando su labio inferior es mordido de aquella forma, arquea su espalda y eleva levemente su cadera al sentir como aquella mano iba recorriendo su cuerpo como si se tratase de la más fina obra de arte. Comienza a retorcerse bajo su toque, estaba privada de cualquier movimiento que quisiese hacer, únicamente podía mover sus caderas y en aquel momento lo que más quería era que él también disfrutase de algo, más que nada porque si continuaba de aquel modo, únicamente prestando atención a ella, no aguantaría mucho tiempo más. Y necesitaba sentirlo, él lo sabía y por eso se tomaba su tiempo para hacer todo, para torturarla y eventualmente hacerla gritar, suplicando que le dejase tocarlo.

Cuando sus labios abandonan los suyos sus miradas se conectan. Gwen estaba segura de que él podía leerla a la perfección, porque ella era prácticamente transparente en todo momento cuando estaban juntos, cuando la estaban pasando bien y cuando por su mente no pasaba lo ocurrido hace cuatro meses atrás con su mejor amiga. Aparta todo pensamiento de su cabeza y deja la mente en blanco al escucharlo hablar. Otro gemido, y otro después y así siguiendo una secuencia que seguramente no pararía. —No me hagas rogarte, cariño— deja escapar aquella frase acompañada de un gemido y un movimiento de caderas involuntario al sentirlo. Se queja un poco cuando sus dedos abandonan su interior y su boca se entreabre al elevar un poco su cabeza para ver qué era lo que estaba haciendo. Cuando escucha su orden es como si una oleada de calor la recorriese, jamás le había pasado y quería creer que era todo producto del alcohol en su cuerpo. Pasa la punta de su legua por el primer dedo y luego cierra sus labios alrededor de este para lentamente meterlo en su boca. Procede a hacer lo mismo con el otro y cuando está por retirarlo simplemente muerde la punta, esperando que él pueda imaginarse lo que pasó por la cabeza de Gwen al hacer aquello.

Harry, esto es injusto..— susurra, ahora rodeando su cuerpo con ambas piernas para que él estuviese aún más cerca, su abdómen pegado al suyo y sus pechos rozando contra la piel manchada de tinta. —Quiero sentirte, y quiero hacerlo ahora...— lo mira a los ojos, haciéndole saber que de verdad hablaba en serio. No creía que su cuerpo pueda estar más caliente que en aquel momento.
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 4:14 am


No había cosa más erótica que obsérvala ser corrompida por tantas emociones, más cuando sabía que la razón de que se encontrará en ese limbo eran sus caricias y besos. Gwen y él se amaban con locura y lujuria, la mejor combinación para que una pareja problema logrará salir adelante a pesar de las adversidades. Quizás ellos no superaban la parte de las peleas, pero cuando ambos realmente querían ser uno, conseguían dejarlo todo de lado. Enojos, desagrados, absolutamente todo. Sigue el camino de sus labios en sus dedos, la manera en qué los recorría sabiendo lo mucho que el rizado sufría al verla parecía ser lo que le incitaba a seguir. Quiso cerrar los ojos para disfrutar de las sensaciones que le brindaba, quería imaginar que se trataba de su miembro en su boca pero sabía que cerrar los ojos le impediría el verdaderamente soñar despierto. Quito sus dedos de golpe al verla concluir con su obra de arte en él.

Su petición le hizo sonreír pero negó con la cabeza divertido. Movió sus caderas dos veces, para que ella sintiera en su entrepierna lo duro que se encontraba a causa del momento, pero no lo suficiente como para que se rozaran. Verla de esa manera, desesperada por sentirlo era uno de sus más grandes placeres y por su mirada de satisfacción al oírle decir eso, se podía intuir que él no había acabado con su tortura. — Sh. — Tomó sus caderas para que se separarán de su cuerpo. La aprisiono contra la cama y se arrodillo entre estás para quitarse el pantalón y el bóxer, los dejo ambos caer a un lado y abrió sus piernas para que la punta de su miembro rozara su entrada. De extremo a extremo. — ¿Quieres que te haga mía? — Preguntó adentrando la punta, pero quitandola luego de un par de segundos, no iba a complacerla tan fácilmente porque no estaba en sus pensamientos el hacerlo. Repitió el mismo procedimiento sin dejar de mirarla. — Dímelo nuevamente. — Ordeno, pero esta vez lo que hizo fue apoyarse sobre sus rodillas para bajar su rostro hasta su abdomen deslizando la punta de su lengua por esté y bajando hasta llegar al comienzo de su entrepierna la cual lamió por encima sin dejar de verla directamente a los ojos. — ¿Qué quieres que te haga? — Preguntó volviendo a deslizar su lengua, adentrandola en ella como si estuviese intentando atravesarla, pero sin previo aviso se detuvo y se alejo de ella. Sonrió soltando una risa amarga por los labios. Estaba tan excitado que su vista se había nublado, y sabía que no podría aguantar más por lo que volvió a ponerse entre sus piernas y así empezar a deslizarse en su interior hasta esta por completo en ella.

La sujeto de ambos lados de la cadera acercándola más a su cuerpo para llegar hasta el final y apoyo sus manos a cada lado de su cabeza para quedar sobre ella. — Te amo. — Susurro antes de empezar a embestirla.  Primero lentamente, disfrutando de aquella fricción entre ambos cuerpos con cada movimiento, pero por segundos al perder el control, la velocidad y la fuerza de sus movimientos iba variando a mayor escala. De sus labios solo provenían maldiciones y gemidos, sabiendo que estar dentro de ella no le brindaba la sensación que deseaba y es que sin importar cuantas veces la hiciera suya siempre sentiría que necesitaba más de ella. Era su droga, su más dulce droga y no importaba el tiempo que pasará. Ella era, y siempre sería, el amor de su vida.

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 4:43 am


El alcohol parecía haber abandonado su sistema en aquel momento. Harry se negaba a hacerla feliz por una vez en la vida y no torturarla demasiado, pero es que él siempre era así. Mientras que Gwen siempre rogaba por que no sea ella quien recibía toda la atención, el parecía disfrutar el llevarle la contraria a todo momento. De un momento a otro queda prácticamente inmóvil debajo del cuerpo de su novio. Gruñe, quejandose por como él ahora se estaba encargado de hacerla delirar. Aquel movimiento que repitió un par de veces logró sacarla de sí pero en ningún momento dejó de mirarlo. Era el hombre más apuesto que había visto en toda su vida, y por más que se pelearan todo el tiempo, ella sabía que sin él no podría vivir. Era una relación un tanto masoquista si se contaban las peleas, pero ninguno soportaría estar separado del otro por mucho tiempo más. Nuevamente su espalda se arquea ante las sensaciones y coloca ambas manos a un lado de su cuerpo, tomando las sábanas con fuerza, tirando de estas sintiéndose incapaz de responder a las palabras que él le estaba diciendo. Ella no tenía tanto autocontrol como él, no podía mantenerse tan tranquila cuando él la estaba volviendo loca y disfrutando el hacerlo.

La toma por sorpresa cuando comienza a pasar su lengua por toda su intimidad. En realidad quería golpearlo porque él sabía que Gwen no disfrutaba el llegar al orgasmo mucho antes que él aunque eso dejase lugar a que pueda ver la expresión que se instalaba en el rostro del rizado cuando aquello ocurría. Nunca se cansaría de él. Un gemido más alto que los anteriores ahora escapa de su garganta, provocando que sus mejillas adopten un color carmesí por instinto, ella no sentía vergüenza estando con él, pero no le gustaba ser tan ruidosa como las mujeres solían serlo en las películas. —Te... Te amo— sus manos ahora van a parar a los hombros de aquel hombre y sus piernas se enredan en su torso, elevando sus caderas solo un poco para que así la cercanía fuese mayor entre ambos cuerpos. Prácticamente grita su nombre cuando siente las embestidas ir mas allá del punto donde ella podía controlarse a si misma, y es que no le sorprendía que haya tomado tan poco tiempo para que ella pierda la cabeza por completo. Pega sus labios a los de Harry, tratando de callar sus propios gemidos al tener sus labios entretenidos en algo pero se le hace imposible ya que se separa apenas un milímetro y los gemidos aumentan en cantidad. No le importaba que tan desastrozo estaba su cabello, ni su lapiz labial que seguramente estaba corrido, mucho menos sus mejillas sonrojadas, solo le interesaba el hombre que tenía en frente.
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 4:53 am


Su corazón latía tan rápido que parecía querer atravesar su pecho y abandonarlo. Sin importar cuantas embestidas le diera al cuerpo de la castaña parecía que su miembro conseguía ponerse más duro que antes, pero sabía que llegaría un momento en el que explotaría y el que sus manos estuvieran siendo acosadas con espasmos al igual que su cuerpo era lo que delataba ello. Cerró sus puños con fuerza agachando su cuerpo hasta tener sus labios unidos a los suyos, deseoso de que sus gemidos se ahogaran en su boca, en aquel beso que ahora le estaba dando con desesperación y necesidad. Un escalofrío recorrió su columna vertebral erizando su piel, sujeto su cintura para darle una última embestida antes de sentir como se corría en su interior al ya no poder seguir aguantando. Sonrió extasiado y dejo caer su cuerpo sobre el suyo, sin dejar que su peso recayera en su cuerpo. La castaña era su muñeca de porcelana y la cuidaba como si se tratase de la bola más fina de cristal que podría romperse incluso con el viento más leve. Cerró los ojos sin querer salir de su interior, sintiéndose prisionero de aquella chica que ahora parecía estar a punto de quedarse dormida. Sus brazos se movieron por debajo de su cuerpo haciéndola caer sobre su pecho y así poder tomar una sábana para que cubriera tanto su cuerpo como el suyo.

Cerró los ojos por un par de segundos. El silencio de la habitación era placentero. Su respiración consiguió volver a la normalidad luego de haber esparcido besos por su rostro. Harry era así, podía pasar de ser un pervertido a convertirse a la persona más atenta y cariñosa habida y por haber. Pero valía la pena recalcar que solamente era con ella así. — Gwen... — Llamó para que sus miradas se encontrarán y cuando ello paso sonrió. — Me encanta cuando no estamos peleando por cualquier cosa que suceda. — Se da la valentía de hablar del tema, sabía que a su novia no le gustaba que lo hiciera pero ahora se encontraban tan tranquilos que dudaba que terminará todo en una pelea. Sin olvidar que se encontraban en un hotel y no podrían terminar gritándose como dos infantes que pelean por un mismo juguete. — Sé que no te gusta oírlo... pero tu mejor amiga no va a volver. — Susurró con tranquilidad para que no se lo tomará de la manera negativa. Lo que se encontraba diciendo lo decía por su bien y nada más que su bien. — Creo que ella esperaría que volvieras a ser la misma ¿sabes? — Bajo su mano en busca de la suya para entrelazar sus dedos con los suyos y así alzarla hasta sus labios para poder besar sus nudillos con delicadeza. — Tienes que dejarla ir. — No la estaba obligando pero Harry estaba preocupado por su relación. Sabía que mientras Gwen no dejará ir a su mejor amiga, ellos no podrían ser realmente felices y lo que más le importaba era eso. ¿Qué pasaba si un día las discusiones subían de nivel y Harry se veía incapaz de seguir?

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 5:11 am


Su respiración agitada, su corazón latiendo con fuerza y los gemidos cada vez más incontrolables. Gwen estaba a punto de llegar a aquel orgasmo que había estado esperando durante toda la noche. Aprieta los hombros de Harry cuando siente como no aguanta más y su cuerpo prácticamente pierde toda fuerza que creía que tenía. Se entrega al amor de su vida con un último gemido sobre sus labios, clavando sus uñas sin querer hacerlo realmente. Su cabello suelto provocaba que su rostro estuviese mucho más caliente de lo normal, pero no se sentía sofocada y simplemente sonríe cuando él se deja caer sobre ella sin poner mucho peso sobre su cuerpo. Acaricia su mejilla con ternura, después de todo a pesar de que Gwen ahora era una chica completamente diferente, seguía amando a Harry con locura y haría absolutamente todo por él, aunque últimamente se le complicase el cumplir lo que él le pedía, pero estaba tan estresada y deprimida por la falta de Marianne que se le hacía imposible volver a ser la misma Gwen Van Meir que era.

Recuesta su cabeza sobre el pecho de aquel hombre y cierra sus ojos, esbozando una leve sonrisa una vez que ya ambos habían acabado y estaban realmente cansados por lo que había ocurrido. Una risa corta escapa de sus labios cuando siente como él comienza a depositar besos por prácticamente todo su rostro, pero aquello dura hasta que él empieza a hablar del tema que tenía más sensible a la castaña. Siempre había algo que arruinaba el momento. Si no era él expresando su descontento por quien ella era ahora, era ella que de algún modo siempre se enfadaba por algo. Frunce el ceño y simplemente niega con su cabeza, ahora sentándose en la cama sin molestare en cubrirse el cuerpo, después de todo él ya la conocía de pies a cabeza, no tenía por qué estar ocultándose. —No, Harry. Ella no está muerta— su tono de voz ahora siendo uno realmente seco. Aquel tema sacaba lo peor de ella y aunque quisiera controlarse muy pocas veces de verdad podía hacerlo. —Aún no encuentran su cuerpo, no voy a rendirme con ella y lo sabes. ¿Por qué siempre sacas el tema a la luz? ¿No te sirve con tenerme? Puede que no sea la misma que antes pero las personas cambian, y a pesar de todo sigo amandote tanto...— no se habia dado cuenta del momento en el que se había parado de aquella cama matrimonial en la que antes habían hecho el amor. Se queda viendolo unos cuantos segundos y luego finalmente niega con su cabeza —Iré a bañarme, no quiero seguir hablando del tema.— da el tema por zanjado y se acerca hasta su maleta para tomar su ropa interior y comenzar a caminar hasta el baño. Una lágrima escapa por sus ojos rodando por su mejilla y muere en el suelo pero sigue caminando adelante, sin mirar hacia atrás.
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 5:24 am


¿Qué? — Sus ojos se abrieron de manera sorprendente al escuchar sus palabras. — ¿No me basta con tenerte? ¿Qué es tenerte exactamente? ¿Qué me grites a diario y no me hagas caso? ¿Eso es? ¡Solo me haces caso cuando estas ebria! — Exclamo disgustado por la manera en que ella nuevamente había reaccionado. Entendía que no le gustara conversar de aquello, pero él también se encontraba cansado de que siempre fuese exactamente lo mismo. Tomo su bóxer para colocárselo y se aproximo hacía el bar que se encontraba al lado de la cama. Si antes no se había sentido lo suficientemente necesitado del alcohol ahora si se encontraba así. La amaba tanto que dolía, pero parecía que para ella, el amor que él sentía y le brindaba no era suficiente. — Eres tu la que no le basta mi amor, eres tu la que quieres más así que no me vengas a echar la culpa a mi. — Volvió a insistir enojado. Eran momentos como estos en los que Harry quería irse y manejar lo suficientemente lejos para que cuando entrara en si le fuese complicado el volver. Saco una botella de vino la cual abrió con la mano hasta llevarla a sus labios y darle un sorbo. Voltea hacía donde había ido la castaña pero en vez de verla a ella ve a una mujer alta y de cabellos muy claros que fácilmente podían ser confundidos con grises.

La botella de vino impacta contra el suelo rompiéndose y dejando un estruendoso sonido en el ambiente. No la había soltado por error, tampoco por la impresión, lo había hecho porque su cuerpo había dejado de corresponder a las ordenes que su cerebro le mandaba. Elizabeth había cortado la yugular del rizado sin siquiera darle tiempo de reaccionar, el enojo que sentía esa mujer era lo que le había impulsado a matar a aquel chico sin motivo alguno. No tenía hambre, solo estaba enojada porque no encontraba a su hija. Harold sintió como la respiración no llegaba a él, sus labios se abrieron con la intensión de respirar pero la sangre empezó a brotar también por su boca. Vio el cuerpo de Gwen delante suyo, y aunque quiso acercarse, cayó de rodillas al suelo sintiendo como con el paso de cada segundo su alma se iba escapando de su cuerpo. Su rostro choco contra el piso de un momento a otro y la sangre cubrió parte de la alfombra de color claro que había decorado la habitación hasta el momento. La sonrisa de Elizabeth se esparció al ver que alguien había sido participe de aquella muerte. Tomó el cuerpo de Harry entre sus brazos y lo cargó para deslizar su lengua por su cuello sin importarle lo que la castaña podría pensar. Nuevamente sin darle tiempo de reaccionar, abandono la cuarto con el cuerpo. Iba a ocultarlo con el resto.
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Vie Dic 04, 2015 5:37 am


Sus manos se encontraban sobre su cabello para masajearlo mientras el shampoo iba quedando en el piso junto con el agua que salía de la regadera y no pasaba por su cuerpo. Sus ojos se mantenían cerrados mientras pensaba en lo que había ocurrido hacía unos pocos segundos atrás. Estaba harta de las peleas que tenía con Harry, se suponía que aquel viaje podría hacer que se vuelvan más unidos, hacer de la estadía en aquel hotel un cierre para Gwen y que así pueda volver a ser ella misma para cortar todos los problemas que tenían prácticamente todo el tiempo. Un sonido se escucha en la sala, un sonido que al inicio creyó haber imaginado pero que luego vuelve a sonar. Eran pisadas, ahora las reconocía, y no sonaban precisamente a las pisadas que dejaría Harry por toda la habitación, más bien se imaginaba que él estaría sentado en la cama con alguna botella del mini bar, como solía hacer cuando estaban en la casa de alguno en Londres. Cierra la regadera y toma una toalla rápidamente. Tras cubrir su cuerpo con torpeza comienza a correr hasta el cuarto y cuando llega se queda de pie frente a la escena más desgarradora que pudo haber presenciado.

Una mujer, cabellos blancos y una sonrisa realmente aterradora, vestimenta elegante y sin embargo ahora cortando la grganta de su novio sin piedad alguna. No la conocía, no sabía si ella conocía a Harry pero lo dudaba ya que ellos venían de otro continente y jamás la había visto en su vida. Un grito, y Gwen comienza a llorar cubriendo su boca. Su corazón se detiene por unos segundos al escuchar lo que le decía aquella mujer. No pudo entenderlo ya que al parecer habló en... ¿Francés? Pero lo único que entendió fue la palabra "Amor". Gwen no puede moverse, está en un estado de shock que jamás había experimentado con anterioridad. Solo cuando se da cuenta de que esa mujer se estaba llevando el cuerpo de la única persona que de verdad le importaba, comienza a correr hacia la puerta de la habitación pero esta se cierra justo delante de ella luego de que la mujer y su Harry estuviesen en el pasillo. Gwen llora, grita e implora desde la habitación por ayuda, ruega a aquella desconocida que le traiga a Harry de vuelta y comienza a perder la fuerza tras haber golpeado la puerta con sus puños unas cuantas veces. Cae de rodillas al suelo, deslizando sus manos conforme ella comenzaba a rendirse. Aquella mujer no volvería con el amor de su vida, aquella mujer le había quitado el derecho de despedirse como debía. Y Gwen volvía a quedar sola, con un charco de sangre detrás de ella y la ropa de su novio regada por el piso. Se sentía culpable... Si no lo hubiese dejado solo quizá su suerte hubiese sido distinta, quizá si no hubiesen discutido...
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Dom Dic 06, 2015 6:37 pm


El comedor se encontraba llenó. Las personas caminaban por esté soltando carcajadas y disfrutando de la compañía del uno del otro, muchos de estos le sonrieron a Harry e incluso lo invitaron a pasar la mañana con ellos pero por alguna extraña razón el rizado no podía encontrar un movimiento en su cuerpo. Es como si de un segundo para otro hubiese perdido el control por completo de sus acciones, hasta de sus pensamientos. Mordió su labio inferior al dejar de tensar sus músculos y sintió una mano sobre su hombro que le hizo voltear. Al hacerlo vio un rostro pálido como la nieve pero con unos ojos negros como la noche que le observaban directamente. — Acompáñanos. — Era una mujer, pero no podía decir si la conocía, o si es que no lo hacía. Harold negó con la cabeza luego de unos segundos y retrocedió hasta alejarse lo suficiente de aquel lugar y empezar a caminar por uno de los corredores del Hotel. Ya no se sentía extraviado, de pronto los escalofríos que constantemente sentía al encontrarse allí habían desaparecido. Se sentía cómodo, se sentía en casa. ¿Cómo era posible ello? Borró las incógnitas de su cabeza leyendo cada uno de los números de las habitaciones buscando la que le correspondía a él y a su novia. Su novia, ¿por qué no había despertado a su lado? Lo último que recordaba de la noche anterior es que había tenido un sueño tan extraño que ni siquiera podía recordarlo bien. Eran como recuerdos borrosos de una película de terror en la que él había sido la victima. ¿Habrían visto una película de terror luego de aquella pelea? ¿O había tomado lo suficiente como para perder la consciencia unos minutos? Sus pies siguieron avanzando.

Los minuto se hicieron largos y cansados, más finalmente el rizado se encontraba frente a la puerta qué le correspondía. Una de sus cejas se alzaron sin comprender al ver qué esta se encontraba abierta, temió el ingresar pero luego de unos segundos lo hizo encontrando a la castaña dormida en el suelo con toda su ropa de él derramada por la habitación. Frunció el ceño sin comprender exactamente lo que estaba sucediendo pero aún así avanzo hasta llegar a su lado y agacharse quedándose un poco más arriba de su rostro. Una de sus manos fue hasta su mejilla la cual acaricio con suavidad, dejando que una sonrisa se dibujara entre sus labios al sentir la calidez de su piel finalmente. — Despierta, amor. — Susurro. — Olvidemos las peleas que tuvimos anoche y por favor estemos bien. — Pidió con tranquilidad esperando que sus ojos se abrieran y cuando lo hicieron la reacción de  Gwen le llamo la atención más de lo que debería. — ¿Esta todo bien? — Preguntó confundido. Esperando una respuesta de ella, una que explicara su mirada y también el que hasta el momento no le hubiese dado una respuesta a ninguna de las cosas que había dicho anteriormente. ¿Acaso seguiría enojado por las peleas que tuvieron? ¿Estaría disgustada y por eso él habría dormido fuera de la habitación? ¿Qué había pasado anoche que se le hacía imposible de rememorar realmente?
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Invitado el Lun Ene 18, 2016 2:00 pm


Aquella noche había sido un completo infierno para ella, había perdido a Harry de forma literal. Luego de que aquella extraña hubiese cortado la garganta de su amado, Gwen se había quedado profundamente dormida sobre el pecho inerte del rizado. No quería que todo fuese verdad y es que esperaba que todo aquello no sea más que una horrible pesadilla de la cual pronto despertaría. Aún con sus ojos cerrados siente como alguien acaricia la piel de su rostro. Conocia aquel tacto pero un gran escalofríos se cuela por su piel al sentir slgi extraño. Había despertado y cuando esboza una sonrisa al escuchar su voz sabe que todo había sido una terrible pesadilla. Analiza la habitación a la primera luego de abrir los ojos, todo estaba como lo recordaba en aquel horrible episodio. La ropa de Harry regada por el piso de la habitación, ella en ropa interior y con manchas de sangre ajena en sus manos y parte de su rostro, en su mejilla derecha y parte de su labio inferior.

*¿Harry?* la sorpresa y el miedo es lo que ahora adornan por completo el rostro de la castaña. Pero él estaba ahí. ¿Como era eso posible si ella lo había visto morir hacía unas horas? Puede darse cuenta de que algo no anda bien cuando él se muestra preocupado. ¿Por qué no estaba enloqueciendo como ella? *¿Qué pasó? ¿Fue otra de tus bromas? Por favor dime que fue una broma y no estoy enloqueciendo, por favor* sus manos tiemblan al tocar la piel del cuerpo de su novio. Cuerpo que la noche anterior tenía un enorme corte del cual no paraba de salir sangre. Gwen perfectamente podría pasar como una enferma mental, su apariencia elegante ya no existía y si un policía entraba a la habitación creería que ella se había hecho daño o que había matado a alguien. No, no a alguien... A el amor de su vida.
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: At the right place and right time maybe tonight.

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.